Excentricidades, ¡¡ OMG !!

8 extrañas manera de ganarse la vida en China

Al igual que cualquier otro país, hay empleos chinos que son indispensables, por ejemplo, un maestro, un médico o un carnicero. Sin embargo, en los últimos años, la sociedad china ha desarrollado muchas “ocupaciones” ambiguas. La mayoría de las personas no las consideran como empleos formales, pero para otros es su forma de ganarse la vida.

Echa un vistazo a estas ocho extrañas y algunas sin escrúpulos formas de ganarse la vida.

Alborotador médico

Un alborotador médico hace que la ya de por si pobre “relación médico-paciente” sea aún peor. Si un paciente no mejora o muere, la familia contratará al alborotador para protestar contra el médico del hospital, e interfiriendo con las personas que en el hospital que si trabajan.

Agente de compras

El impuesto sobre los artículos importados a China es tan alto que muchos trabajadores de cuello blanco abandonan sus puestos de trabajo y se unen al negocio de los agentes de compra. El beneficio que se obtiene al contrabandear artículos y venderlos compensa más que sus salarios perdidos.

He looked at the mirror for a few more second, and made the decision that he did not want to be a beggar anymore. (Image: pixabay / CC0 1.0)
Un número cada vez mayor de personas han descubierto que pueden ganar más dinero mendigando que trabajando. (Imagen: pixabay / CC0 1.0)

Mendigo profesional

Un número cada vez mayor de personas ha descubierto que pueden ganar más dinero mendigando que trabajando. Sin embargo, como el número de mendigos profesionales aumenta, es probable que la simpatía de la gente por ellos se desvanezca, arruinando así las posibilidades de las personas genuinamente necesitadas.

Especulador

Algunas personas critican a los revendedores por sacar beneficios de las reventas, pero otros están agradecidos por la conveniencia que les traen.

Rompe hogares

Muchas mujeres se convierten en rompe-hogares involuntariamente, mientras que algunas de ellas parecen disfrutarlo. Puesto que vivir en una gran ciudad de China es tan caro, algunas señoritas entran en una relación con un hombre mayor y rico – “Un papá de azúcar”.

Ya que es casado, él le comprará una casa o apartamento cerca, así como ropa y regalos. La clave es no ser descubierta por la esposa; Si la descubren, será etiquetada como una rompe hogares.

 

Many women become home-wreckers unintentionally, while some of them seem to enjoy it. (Image: GRDK via flickr CC BY-SA 2.0)
Muchas mujeres se convierten en rompe-hogares involuntariamente, mientras que algunos de ellos parecen disfrutar de esto. (Imagen: GRDK a través de flickr CC BY-SA 2.0)

Conductor sobrio

Dado que las pruebas de alcoholemia o grado de alcohol por conducir en estado de ebriedad están aumentando, también lo es el negocio de contratar conductores sobrios. Cuando los amigos salen a beber, contratan a un conductor sobrio para llevarlos a casa.

Ejército de Internet, también conocido como brigada de 50 centavos

El ejército de Internet rara vez se reúne, pero a menudo se puede ver las secuelas de su trabajo. Estas personas son conocidas como el 50 Cent Party, o 50 Cent Brigade (El equipo o brigada de 50 centavos). Son pagados por el Partido Comunista Chino para comentar favorablemente las políticas del Partido en un intento de influir en las opiniones del pueblo.

Ellos atacan artículos o blogs que revelan problemas con el gobierno o que discuten temas “sensibles” como democracia, Falun Gong, derechos humanos o demoliciones forzadas, por ejemplo. En Occidente, son etiquetados como los trolls de Internet.

Detective de amor de plutocratas ricos

Plutocratas ricos (clase rica que controla el gobierno), han notado que muchas personas que quieren casarse sólo están buscando un cónyuge rico. Un detective del amor es contratado para averiguar si la persona a la que el plutócrata quiere acercarse esta realmente buscando amor, o dinero.

¿Qué piensas, tomarías alguna de estas “profesiones”?

Artículos PreviosArtículos Siguientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.