T.Q.M., Ternura Recargada

Si amas a tus hijos, enséñales a ser agradecidos

La gratitud, es esa habilidad interna para sacarse a uno mismo de nuestro propio mundo, permitiéndonos sentir las penurias de los demás. Siendo más fácil mostrar empatía, y de esta forma mejorar todas las relaciones interpersonales.

Una persona agradecida también tiende a ser más feliz y estar más contenta

Hace unos años, una tragedia ocurrió en el aeropuerto Pudong de Shanghai, que fue transmitida en la televisión pública. Un joven de 25 años, conocido como Wang, acababa de regresar de Japón después de estudiar cinco años en una universidad japonesa.

Su madre fue al aeropuerto a recibirlo, pero lo que recibió fue 9 puñaladas de su propio hijo. Entró en coma y estuvo en estado crítico. Durante los cinco años, la educación de Wang fue financiada en su totalidad por su madre, que había gastado más de 1,5 millones de yenes japoneses en la misma.

La madre de Wang vivía frugalmente. Vendió su propiedad y se mudó con sus suegros para poder pagar la educación de su hijo. Pidiendo dinero prestado de muchas fuentes, y lo gastó todo en él, pero aún así no pudo cubrir los gastos de subsistencia de su hijo y satisfacer todas sus demandas – y entonces él comenzó a odiarla.

It is natural instinct for parents to love their children. (Image: pixabay / CC0 1.0)
Es un instinto natural para los padres amar a sus hijos. (Imagen: pixabay / CC0 1.0)

Es un instinto natural para los padres amar a sus hijos. La vida de muchos padres se centra en ellos. Sin embargo, a menudo, todo lo que han hecho por sus hijos se da por sentado.

¿Por qué es que los padres que han hecho tanto por sus descendientes, no logran que sus hijos estén agradecidos?

De hecho, la respuesta es simple: los padres a menudo sólo se preocupan sobre cómo mantener a sus hijos bien alimentados y abrigados, y prestan mucha atención a las calificaciones, pero se olvidan de enseñarles la importancia de desarrollar y mostrar gratitud a los demás.

A los ojos de los hijos e hijas desagradecidos, sus padres se deben sacrificar por ellos, y se sentirán resentidos si piensan que sus padres no se han sacrificado lo suficiente.

Let your children learn to be grateful, so they can face this world. (Image: pixabay / CC0 1.0)
Deje que sus hijos aprendan a estar agradecidos, para que puedan enfrentar este mundo. (Imagen: pixabay / CC0 1.0)

Un informe realizado por la Universidad de California, Davis, reveló que las personas que saben cómo ser agradecidas tienen un índice mucho más bajo de depresión y ansiedad.

Aquellos que no saben lo que es la gratitud eventualmente se sentirán decepcionados e insatisfechos con la vida. Por lo tanto, es importante enseñarles a los niños a amar a los demás y estar agradecidos por todo lo que se hace por ellos.

Traducido por Chau BC.

 

Artículos PreviosArtículos Siguientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.