T.Q.M., Ternura Recargada

Ingenio de niños en el jardín de infantes deja a su profesor agotado

 

En una clase de jardín de infantes, una joven profesora suplente planteó una pregunta matemática a su clase:

“Hay 10 pájaros en un árbol y un cazador le dispara a uno. ¿Cuántos pájaros quedan en el árbol?

Un niño pregunta: “¿Es un arma con silenciador?”

El maestro responde: “No es un arma con silenciador”.

Otro niño pregunta: “¿Qué tanto ruido hace?”

El profesor responde: “De 80 a 100 decibeles (db)”.

Los niños quieren tener éxito en el juego o la actividad para ganar elogios. (Imagen: Wellspring Community School vía flicker / CC BY 2.0)
Los niños quieren tener éxito en el juego o la actividad para ganar elogios. (Imagen: Wellspring Community School vía flicker / CC BY 2.0)


Luego, uno por uno, una serie de preguntas ingeniosas son planteadas por los niños:

“¿Alguna de las aves es sorda?”

“¿Alguno de los pájaros está perjudicado y no puede volar?”

“¿Es posible que un tiro mate a dos pájaros?”

“¿Es posible que un pájaro tenga el corazón destrozado al ver a su amante muerto?”

“¿Hay aves embarazadas?”

Las preguntas interminables de los niños del profesor sustituto completamente agotado. (Imagen: pixabay / CC0 1.0)
Las preguntas interminables de los niños del profesor sustituto completamente agotado. (Imagen: pixabay / CC0 1.0)

Las preguntas interminables de los niños dejan al profesor sustituto completamente agotado.

Finalmente, un niño da una respuesta sana y razonable, y el maestro, aliviado, le dice a la clase:

“Ninguno de ustedes necesita más educación. Todos ustedes están calificados para trabajos gubernamentales en el Ministerio de Educación!”

Artículos PreviosArtículos Siguientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.