Salud y Belleza, Vida

La calabaza puede mejorar la memoria y reforzar el sistema inmunológico

Por Audrey Wang

La mala memoria significa que el cerebro no funciona bien, y se puede mejorar comiendo calabazas regularmente. La calabaza se considera la elección de alimentos para calmar el sistema nervioso y curar el vértigo. También puede evitar la pérdida de memoria.

pumpkins-2780086_960_720
Calabazas (Imagen: pixabay / CC0 1.0)

Además, la gran cantidad de fibra en la calabaza puede ayudar a mover los alimentos a través del tracto digestivo, agregar volumen a las heces y disminuir el riesgo de estreñimiento. Una dieta rica en fibra también ayuda a reducir los niveles de colesterol en la sangre al ralentizar su absorción de los alimentos, lo que reduce el riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas y accidentes cerebrovasculares. La función antioxidante del β-caroteno puede proteger el cerebro y disminuir los riesgos de pérdida de funciones de la memoria.

La calabaza es rica en hierro, zinc y cobalto, que son importantes para la función de las células sanguíneas y muchas reacciones bioquímicas en sus células, por lo que la calabaza se denomina “suplemento sanguíneo maravilloso” en la medicina china. El selenio y la vitamina B6 en la calabaza pueden vitalizar el cerebro, y el zinc en las semillas de calabaza puede fortalecer la función del cerebro. La pulpa de una calabaza cocinada junto con sus semillas son un plus para los efectos nutricionales de la calabaza. Si se cocina con ñame (camote), la comida puede mantener el sistema digestivo regular y prevenir la diabetes y disminuir el azúcar en la sangre.

pumpkin-seeds-1323854_960_720
La pepita de la calabaza (Image: pixabay / CC0 1.0)

Hay un dicho japonés que dice: “Comer calabaza en invierno evitará la gripe“. El especialista en salud japonés Motomachi-cho cree que las personas con una constitución débil tienden a tener miembros fríos debido a la mala circulación sanguínea, lo que conduce a una baja inmunidad y los hace suceptibles a pescar un resfríado fácilmente. La calabaza puede inducir la expansión capilar, mejorar la circulación sanguínea y aumentar la inmunidad, lo que puede mejorar la calidad de la salud en general y evitar los resfriados. El β-caroteno y la vitamina C y E en la calabaza pueden reparar la piel y la mucosa, y pueden proteger las células del daño por especies reactivas de oxígeno y carcinógenos.

La calabaza también mejora la visión. Una taza de calabaza cocida contiene más del 200 por ciento de la ingesta diaria recomendada de vitamina A, que ayuda a la visión, de acuerdo con los Institutos Nacionales de Salud. La calabaza también es rica en carotenoides, que el cuerpo puede convertir en una forma de vitamina A para una protección adicional de los ojos.

La calabaza también ayuda a perder peso porque es baja en calorías y puede hacer que uno se sienta saturado durante más tiempo con menos calorías.

La calabaza es rica en β-caroteno, vitaminas B1, B2, C y E, potasio, calcio, sodio, zinc, hierro y fibra dietética. Cien gramos de calabaza contienen la mitad de la vitamina E recomendada para la ingesta diaria. Estas ventajas hacen que la calabaza sea una fuente sólida de nutrientes esenciales.

Aunque está disponible en todas las estaciones, la calabaza en invierno es muy sabrosa. Mientras se cosechan en verano y principios de otoño, la calabaza puede almacenarse durante 2-3 meses. La nutrición no se reducirá y la calabaza es más sabrosa porque el agua extra que contiene se vaporizó. Una taza de calabaza cocida contiene más de 11 miligramos, o casi el 20 por ciento, de los 60 miligramos de hierro recomendados para las mujeres a diario. Los hombres deben tomar alrededor de 75 miligramos al día de acuerdo con la recomendación diaria de nutrición.

¡ Aprovechemos a comer calabaza en estas fechas !

Artículos PreviosArtículos Siguientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.