Paradigmas, ¡¡ OMG !!

Los secretos de la misteriosa montaña del vino

La gente moderna cree que las condiciones de vida en la antigüedad eran muy primitivas. Sin embargo, la ciencia y la tecnología chinas antiguas estaban bastante avanzadas.

La fabricación de papel, la pólvora y la brújula se inventaron en China. Las historias de otros inventos increíbles se han transmitido hasta nuestros días, aunque los mecanismos que describen se han perdido hace mucho tiempo.

Ma Daifeng era un artesano consumado del condado de Donghai de la región del Mar del Este que podía hacer mecanismos extremadamente delicados. Uno de esos artefactos fue conocido como la Montaña del Vino.

Consistía en una montaña que se encontraba en el centro de un disco. El diámetro del disco tenia un metro treinta centímetros.

Por debajo una gran tortuga llevaba el disco en su espalda. Todos los mecanismos estaban en el abdomen de la gran tortuga.

La Montaña del Vino erigida en el centro del disco tenía aproximadamente 8 cms de alto y las cadenas y picos eran notables. La mitad de la montaña estaba vacía y podía contener 30 litros de vino.

Alrededor de la montaña había pozos de vino. Las piscinas también estaban rodeadas de montañas. En las piscinas de vino había flores de loto. Las flores y las hojas construidas en hierro fundido.

Cuando las flores florecían, las hojas se desplegaban y podían usarse como platos. Estas hojas tendrían carne seca, carne molida, frutas y verduras raras para acompañar el vino.

A medio camino del lado sur de la montaña, oculto en su interior, había un dragón que podía emitir un chorro de vino.

Debajo de la boca del dragón había una gran hoja de loto con una copa de vino. El dragón escupiría vino durante 8 minutos hasta que el vaso estuviera lleno.

La gente entonces podría ir a recoger la copa para disfrutar del vino. Si uno era demasiado lento para beber el vino, las puertas del loft de dos pisos en la cima de la montaña se abrirían automáticamente.

Figuras con ropa y sombreros saldrían con un bastón (para castigos corporales) para apurarte. Luego volverían a colocar el vaso sobre la hoja de loto para que el dragón pudiera rellenar el vaso con vino.

Posteriormente volverían al interior del loft cerrándose las puertas automáticamente detrás de ellos. Si todavía hubiera alguien que bebiera lentamente, volverían a salir para apresurarlos.

dragon
A medio camino del lado sur de la montaña, oculto en su interior, había un dragón que podía emitir un chorro de vino. (Imagen: 11 × 16 Photoworks a través de flickr CC BY-ND 2.0)

Los cuatro lados de la montaña tenían dragones que arrojaban vino de esta manera. Aunque a veces el vino fluiría hacia las piscinas, había un agujero escondido en la piscina para que el exceso de vino en la piscina pudiera regresar a la Montaña del Vino.

El vino en las piscinas no dejaría huella hasta que terminara el banquete y todo el vino se hubiera ido.

Traducido por Fu Ming

Artículos PreviosArtículos Siguientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.