Las redes sociales no pueden prohibir la expresión, dice Tribunal Supremo - Vision-Times-en-Español
Acontecimientos del Mundo, Verdad

Las redes sociales no pueden prohibir la expresión, dice Tribunal Supremo

Spread the love

El juez del Tribunal Supremo Clarence Thomas ha sugerido que las plataformas de las redes sociales no pueden censurar el discurso protegido por la Constitución.

Hizo la observación en el contexto de un caso que involucra al ex presidente Donald Trump.

Durante su mandato, Trump había bloqueado a algunos críticos en su cuenta de Twitter. Los críticos se dirigieron al alto tribunal, alegando que se había violado su Primera Enmienda, ya que la cuenta de Twitter del Presidente es un foro público.

Dado que Trump ya no está en el cargo, el alto tribunal decidió que el caso es discutible. Thomas coincidió con la decisión del alto tribunal en un escrito de 12 páginas en el que también destacó su preocupación por el poder que ejercen las empresas de redes sociales.

aviso

Thomas escribió:

“Las plataformas digitales de hoy en día proporcionan vías para cantidades de discurso sin precedentes, incluyendo el discurso de los actores gubernamentales. Sin embargo, también es inédito el control de tanta expresión en manos de unos pocos particulares…

Pronto no tendremos más remedio que abordar cómo se aplican nuestras doctrinas jurídicas a infraestructuras de información altamente concentradas y de propiedad privada, como las plataformas digitales”

El juez del Tribunal Supremo señaló que empresas como Twitter y Facebook son lo suficientemente parecidas a los transportistas comunes o a los lugares de alojamiento como para que puedan ser objeto de regulación.

Mencionó a los propietarios de Facebook y Google, afirmando que aunque estas empresas son públicas, solo tres personas controlan estas dos empresas, lo que las convierte esencialmente en feudos personales que gozan de un poder masivo.

Aunque está de acuerdo en que la cuenta de Twitter de Trump se asemeja a un “foro público constitucionalmente protegido” en ciertos aspectos, Thompson subrayó el hecho de que la cuestión palidece en comparación con la autoridad absoluta de Twitter para eliminar cualquier cuenta en cualquier momento por cualquier razón o sin ella.

El juez Thomas sostiene que las empresas de redes sociales no pueden bloquear el discurso protegido constitucionalmente. (Imagen: geralt a través de pixabay)

Algunos han argumentado que plataformas como Facebook y Twitter no son las únicas empresas de medios sociales en Internet, y que si alguien encuentra sus condiciones de uso o sus políticas problemáticas siempre puede pasarse a otras alternativas.

Thomas rechazó este argumento, señalando que es similar a sugerir que una persona siempre puede evitar el puente de peaje cruzando a nado el río.

Dijo que al evaluar si una empresa tiene un poder de mercado significativo, es necesario verificar si las alternativas también tienen un poder de mercado comparable. En el caso de las plataformas digitales, Thomas dice que no existen tales opciones alternativas.

En su presentación, el juez Thomas hizo referencia al trabajo de Adam Candeub en varias ocasiones. Candeub es un profesor de derecho y un experto en cuestiones de libertad de expresión y antimonopolio.

Tiene un historial de trabajo en casos de libertad de expresión contra Twitter y también fue designado como funcionario de alto nivel en la administración de Trump, donde se le encargó la tarea de proponer los cambios necesarios a la Sección 230.

Es esta ley la que utilizan las empresas de redes sociales para censurar a los usuarios sin incurrir en responsabilidades. En una entrevista con Breitbart, Candeub celebró la postura de Thomas sobre el tema.

“La declaración del juez Thomas es una señal alentadora de que la judicatura federal -así como el poder legislativo- examinará detenidamente la situación jurídica de las redes sociales…

Nunca en nuestra historia nuestro país ha entregado a las empresas privadas el control de las redes de comunicación dominantes sin exigirles la obligación de servir a todos los ciudadanos”,

dijo Candeub en la entrevista.

Según una encuesta publicada el mes pasado, Clarence Thomas es el juez del Tribunal Supremo de Estados Unidos más popular entre los simpatizantes del Partido Republicano. Obtuvo un 59% de aceptación en el partido, seguido de cerca por los jueces Amy Coney Barrett y Brett Kavanaugh, que obtuvieron más del 50%.

 Fanático del anime, vería películas de cualquier género todo el día si fuera posible. La inversión más preciada jamás realizada en la casa es su sala de cine. Si Prakash no está escribiendo, estará ahí.
aviso
Artículos PreviosArtículos Siguientes

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.