China Hoy Archivos - Vision-Times-en-Español

A un año de la muerte del “Denunciante de Wuhan” los chinos recuerdan el encubrimiento de la pandemia

Empresas chinas serán expulsadas de proyectos de infraestructura en Rumanía

Uso de vacunas ilegales en China, provoca oleada de peste porcina africana

Reconocimiento Facial: la tecnología que China utiliza para vigilar a sus ciudadanos, una advertencia al mundo libre

A mediados de enero, Dajiyuan, la edición en chino de The Epoch Times, recibió documentos filtrados de China continental emitidos por el “grupo de liderazgo de trabajo para la construcción y la red de monitoreo de video de seguridad pública” en el distrito de Liuhe, ciudad de Nanjing, provincia de Jiangsu.

Los documentos muestran cómo el gobierno de Nanjing instaló el reconocimiento facial en 2017 para vigilar a los ciudadanos.

Dajiyuan dijo que los documentos utilizaban una fuerte base retórica de la jerga del Partido sobre el inicio de “las tres defensas” y buscaban vigilar “cerca de las carreteras a nivel de provincia y ciudad; carreteras a nivel de distrito; y zonas gubernamentales centrales, centros de transporte, hospitales, plazas y comunidades… Los peatones deben ser filmados cada 10, 20 y 30 minutos”, según el documento.

“Cuando un habitante de la población de Anxi, en la provincia China de Sichuan, prendió un cerillo a un pequeño montón de basura de una zanja hace dos años, un altavoz hizo sonar su nombre y dirección y le ordenó que apagara el fuego inmediatamente. Saltó del susto, apagó rápidamente las llamas y salió corriendo”

En otro documento filtrado, la policía china emitió un informe en el que celebraba sus “logros” en la aplicación de Proyecto Sharp Eyes (雪亮 “Xue Liang”, que se traduce literalmente como “Brillante como la nieve”), un programa de vigilancia diseñado para perseguir a los civiles rurales.

El Partido justifica el programa con el pretexto de combatir la delincuencia con mayor eficacia.

“Según el informe, el proyecto reconoció con éxito 1.158 fotos de varios “objetivos clave” locales. El sistema identificó más de 60 objetivos para su ‘Seguridad Doméstica’ local y más de 10 personas acusadas de delitos.

Las oficinas de la Oficina de Seguridad Doméstica de China constituyen una fuerza policial secreta encargada de neutralizar a las personas que el Partido Comunista considera una amenaza política”,

dijo Dajiyuan.

En un reportaje de Bitter Winter sobre el proyecto Sharp Eyes, un lugareño de la ciudad de Xian, en la provincia de Shaanxi, describió cómo se vive bajo el totalitarismo tecnocrático:

“El PCCh ya nos vigila en nuestras casas, ¿qué privacidad nos queda? Es como si todos tuviéramos la soga al cuello y nos llevaran con correa. Todos vivimos bajo un microscopio, y es aterrador”.

El proyecto Sharp Eyes. (Imagen: por Gerd Altmann from Pixabay)

“Todos sabían quién era el culpable, por lo que nunca se atrevería a hacerlo de nuevo”, se jactó con aire de suficiencia el secretario del Partido Comunista, Yin Xiuqin. Según el artículo:

“El miedo a la vergüenza pública es la esencia de Sharp Eyes”.

Un artículo de 2018 de Radio Free Asia (RFA) es especialmente profético al advertir a los norteamericanos de lo que les espera si permiten que su democracia degenere en tecnocracia con la excusa de combatir la pandemia del nuevo coronavirus SARS-CoV-2.

“Internet y nuestros teléfonos inteligentes ya están bajo la vigilancia del gobierno desde hace mucho tiempo”, dijo un internauta chino anónimo a RFA.

“Un amigo mío de Anhui está bajo vigilancia, y trató de comprar un billete de avión para ir al extranjero, pero no pudo salir del país… Podemos ser puestos bajo restricción o perseguidos por ellos, o se nos pide que ‘tomemos té’ [con la policía de seguridad del Estado], o se nos pone bajo vigilancia, en cualquier momento… En general, sentimos que no somos libres en absoluto”.

El artículo también describe las inquietantes implicaciones de un sistema de “crédito social” perpetuamente vigilado:

“En virtud de un plan piloto de crédito social, a las personas que las autoridades consideren “problemáticas”, incluidas las que hayan intentado esquivar el pago de tarifas , haber fumado en el transporte público, causado problemas en vuelos comerciales o “difundido información falsa” en Internet, ahora se les impedirá comprar boletos de tren, según anunció el gobierno a principios de este mes”.

“Los empresarios que no paguen el seguro social o las personas que no hayan pagado las multas también estarán en la lista restringida”,

dice el artículo.

El Partido puede enlazar sus cámaras de vigilancia con cualquier dispositivo “inteligente” de la casa, especialmente los que tienen cámaras, lo que da lugar a una vigilancia permanente, tanto si se está en casa como fuera de ella. (Imagen: por Stafford Green from Pixabay)

El artículo se jactaba de que la empresa estatal china que creó Sharp Eyes, la bien llamada Bell New Vision Co., se alegraba de informar de que el Partido podía enlazar sus cámaras de vigilancia con cualquier dispositivo “inteligente” del hogar, especialmente los que tienen cámara, lo que daba lugar a una supervisión 24 horas al día, 7 días a la semana, tanto si se está en casa como fuera.

Biometric Update informó que Hikvision, vinculada al Ejército Popular de Liberación (EPL), obtuvo un contrato de 33 millones de dólares para instalar cámaras en Shanghe.

La Administración Trump agregó a Hikvision a una lista negra del Pentágono por ser propiedad y/o estar controlada por el EPL.

Una serie de Órdenes Ejecutivas del presidente saliente impidió que las empresas con sede en EE. UU hicieran negocios o tuvieran valores en empresas relacionadas con el EPL.

Neil escribió para la edición a nivel provincial y nacional de The Epoch Times en Canadá.

Conflicto de intereses en equipo de OMS que investiga orígenes de Covid-19

Por David Wagner

La Organización Mundial de la Salud (OMS) inició su investigación en China para intentar descubrir pruebas sobre los orígenes del Covid-19, pero existe un grave conflicto de intereses con uno de sus principales investigadores: Peter Daszak, quien tiene conexiones con el Instituto de Virología de Wuhan.

Se especula que el Instituto de Virología de Wuhan podría haber sido el lugar donde se originó el virus, con la posibilidad de que haya sido diseñado estratégicamente.

Daszak, descartó todo esto como “teoría de conspiración”.

¿Quién es Peter Daszak?

Daszak es un científico británico y presidente de EcoHealth Alliance.

Según el Daily Mail, Daszak : “usó gran parte del año pasado tratando de contrarrestar las afirmaciones de una posible fuga de laboratorio”.

Cabe aclarar que este científico es amigo de Shi Zhengli, la científica de Wuhan conocida como “Batwoman” por sus viajes de búsqueda del virus en cuevas.

En su investigación sobre murciélagos, Daszak fue coautor de artículos científicos con Zhengli y ayudó a canalizar los fondos del gobierno de Estados Unidos a su trabajo en el Instituto de Virología de Wuhan.

“Los correos electrónicos publicados a través de solicitudes de libertad de información, demostraron que Daszak  reclutó a algunos de los principales científicos del mundo, para contrarrestar las afirmaciones de una posible fuga de laboratorio…

Redactó su declaración atacando las “teorías de conspiración que sugieren que Covid-19 no tiene un origen natural” y luego persuadió a otros 26 científicos destacados para que lo respaldaran”, informó Daily Mail.

Imagen de Michal Jarmoluk en Pixabay
La presión acumulada del resto del mundo llevó finalmente a la OMS a realizar una investigación en China (Imagen representativa de Michal Jarmoluk en Pixabay)

El pasado 29 de enero comenzó la investigación de la OMS en China, una vez que Daszak y sus compañeros investigadores extranjeros terminaron su cuarentena de 14 días.

La investigación fue solicitada por muchos que están preocupados por el papel de China en la pandemia, agravados por su falta de transparencia.

La presión acumulada del resto del mundo llevó finalmente a la OMS a realizar una investigación en China, para intentar descubrir los orígenes del virus.

OMS investigará laboratorio de Wuhan en busca del origen del coronavirus

Se ha señalado al laboratorio de virología de Wuhan como el origen más probable del virus, aunque sigue siendo controvertido si el virus fue liberado y manipulado intencionadamente o no.

Durante su reciente cuarentena de 14 días, Daszak declaró al podcast Going Viral, que el equipo de investigadores de la OMS inspeccionaría el mercado de marisco de Wuhan y que no tenía previsto visitar inmediatamente el Instituto de Virología de Wuhan.

Pero, estipuló que “si las pruebas dicen que debemos ir al laboratorio, lo haremos”, informó el New York Post.

Según pandemic.news, la OMS se negó a responder preguntas sobre si investigó o no los antecedentes de Daszak, antes de contratarlo para desempeñar un papel destacado en su equipo de investigadores.

La OMS afirmó:

“Peter Daszak es un ecologista de enfermedades que ha pasado 20 años analizando orígenes, causas y tendencias de enfermedades emergentes, como el SARS, Nipah, MERS, la gripe aviar y Covid-19”

“Todos los expertos que participan en los grupos de expertos de la OMS están firmando declaraciones de interés”.

 

David Wagner se graduó de la Universidad de Manitoba con una Licenciatura en Religión en Sociología.

Está interesado en la psicología de las creencias religiosas e ideológicas y la relación entre las religiones y el estado en los países totalitarios.

 

¿Por qué el Partido Comunista Chino quiere tu ADN?

Por Steven Li

El año pasado, China declaró públicamente sus planes de ampliar su base de datos mundial de ADN.

Según el órgano de propaganda estatal Xinhua, en la 15ª Cumbre de Líderes del G20, celebrada el 21 de noviembre de 2020, el presidente del Partido Comunista Chino (PCCh), Xi Jinping, dijo:

“Tenemos que armonizar más las políticas y las normas y establecer ‘vías rápidas’ para facilitar el flujo ordenado de personal.

China ha propuesto un mecanismo mundial de reconocimiento mutuo de certificados sanitarios basados en resultados de pruebas de ácido nucleico en forma de códigos QR aceptados internacionalmente. Esperamos que más países se unan a este mecanismo”.

Aunque Xi promueve el desarrollo de tecnologías y la unificación global como medio para superar la pandemia del nuevo coronavirus SARS-CoV-2, no aborda las preocupaciones sobre la privacidad y las ramificaciones de una base de datos de ADN generalizada.

De hecho, un artículo del New York Times reveló que el PCCh ha estado trabajando en un mapa genético de  aproximadamente 700 millones de sus hombres mediante la colecta forzada de muestras de sangre a partir del 2014, lo que culminó con la creación de una base de datos nacional a finales de 2017.

Las autoridades se han centrado en los hombres y los niños en particular porque, “cometen más delitos, según las estadísticas”, dijo el artículo del Times.

Aquellos que se niegan a la extracción de sangre son catalogados como “casa negra” y pueden ser despojados de beneficios como el derecho a viajar y a visitar un hospital.

Esfuerzos de vigilancia

Una declaración de marzo de 2020 de los funcionarios del municipio de Guanwen, en la provincia suroccidental de Sichuan, encontrada por el Instituto Australiano de Política Estratégica, afirma que la base de datos de ADN ya se ha utilizado para aumentar los esfuerzos de vigilancia.

El proyecto Sharp Eyes es un programa de vigilancia local que anima a los vecinos a denunciarse mutuamente por actividades sospechosas, especialmente en las zonas rurales donde la presencia de la policía y las cámaras de seguridad son relativamente escasas.

A los activistas de los derechos humanos les preocupa que la ciencia genética proporcione a las autoridades chinas un acceso ilimitado a los secretos genéticos y a las conexiones familiares.

Los datos recogidos ya han sido utilizados por una empresa de biotecnología, Anke Bioengineering, para construir un “Skynet de ADN” que integra la videovigilancia y el big data para crear un potente sistema policial.

Los activistas advierten que los funcionarios podrían llegar a plantar pruebas de ADN en las escenas de un crimen para inculpar y procesar injustamente a los disidentes.

“Laboratorio de genética” de USFWS Pacific tiene licencia CC BY-NC 2.0

Newsweek informa de que otros objetivos del PCCh podrían ser “dominar la industria de la biotecnología” mediante el acopio de datos genéticos y desarrollar “armas biológicas diseñadas para atacar a determinados grupos étnicos”.

Los medios de comunicación estatales chinos afirman que China ya cuenta con la mayor base de datos genéticos del mundo, con más de 80 millones de perfiles. Para reunir esta cantidad de perfiles genéticos, el PCCh ha empleado una gran variedad de métodos.

Mediante la realización de ensayos de fase III de su vacuna contra el coronavirus en Marruecos y otros países, China ha podido reunir el ADN de los participantes.

Coacción

Para coaccionar a los países que pueden dudar en unirse a los ensayos clínicos, como Nigeria y otros países africanos, los funcionarios del PCCh han declarado en privado que el acceso a las vacunas puede ser restringido a los no participantes.

Edward You, agente especial supervisor, FBI:

“El gobierno autoritario de China y su líder Xi Jinping han sido abiertamente audaces sobre sus ambiciones de vencer a Occidente y cosechar los beneficios de los avances en la ciencia y tecnología del ADN.

El régimen comunista incluso tiene un manifiesto publicado con un nombre muy llamativo… Hecho en China 2025″.

China quiere dominar el sector de la biotecnología como líder en el desarrollo de vacunas y medicina de precisión.

En los Estados Unidos, China ha recopilado datos genéticos mediante la adquisición de empresas estadounidenses, como Complete Genomics en 2013.

En septiembre de 2020 la empresa GNC, en quiebra, se vendió a Harbin Pharmaceutical Group Co, con sede en China, por 770 millones de dólares.

Al menos 23 empresas asociadas a China están acreditadas para realizar pruebas genéticas en ciudadanos estadounidenses y buscan acceso a datos genéticos trabajando con empresas de genealogía como 23andMe.

Además, la agenda del PCCh se ha visto reforzada por los esfuerzos para evitar la transferencia de datos chinos a países extranjeros.

En mayo de 2019, el Consejo de Estado del PCCh publicó una orden para regular sus recursos genéticos humanos, incluida la prohibición de que entidades extranjeras recolecten o preserven recursos genéticos humanos en China y transfieran recursos genéticos humanos al extranjero.

El ADN en venta

El 31 de enero de 2021 se emitió un episodio del programa 60 Minutes de CBS News titulado: “Dejando atrás, la carrera de los biodatos, el ADN en venta”, en el que se informaba de los resultados de una investigación sobre los esfuerzos de China para recoger el ADN de los estadounidenses.

La mayor empresa de biotecnología del mundo, el grupo BGI, tiene su sede en China y, al parecer, ha enviado cartas a varios estados ofreciéndose a “aportar conocimientos técnicos”, proporcionar “secuenciadores de alto rendimiento” y “hacer donaciones adicionales” para ayudar en las pruebas de la enfermedad del coronavirus 2019 (COVID-19).

El BGI ha participado en la recopilación de datos genéticos de la etnia uigur y recibió 1.500 millones de dólares del gobierno chino en 2010.

Encarcelamiento y prohibición

Sophie Richardson, directora del programa sobre China de Human Rights Watch, explica cómo más de un millón de uigures, ciudadanos chinos predominantemente musulmanes, son encarcelados en campos y se les prohíbe practicar su culto o hablar en su lengua materna.

La recolección de ADN y otros datos biométricos de estas minorías “se utiliza específicamente para identificar a las personas, seleccionar a otros miembros de sus familias y perfeccionar el software de reconocimiento facial”.

El gobierno de Estados Unidos ha criticado estas acciones del gobierno chino como un crimen contra la humanidad.

Las empresas chinas están obligadas a compartir datos con el PCCh y no cuentan con la misma protección de la privacidad que en Estados Unidos. (Imagen: “Hospital” de – – – – – – – – – está licenciada bajo CC BY-NC 2.0)

Además, las empresas chinas están obligadas a compartir datos con el PCCh y no tienen la misma protección de la privacidad que en Estados Unidos.

La situación en China sería como si empresas como Google, Amazon y Facebook estuvieran obligadas a dar información a la CIA a petición de ésta.

Por ello, los funcionarios de varios estados sospecharon de las intenciones de BGI debido a sus estrechos vínculos con el PCCh, y se negaron a aceptar las ofertas de ayuda para las pruebas de COVID-19.

Aunque la posibilidad de recolección directa de ADN a través de hisopados nasales es incierta, Bill Evanina, director del Centro Nacional de Contrainteligencia y Seguridad (NSC), advirtió que BGI probablemente estaba intentando establecer asociaciones con empresas estadounidenses que luego podrían ser explotadas.

Más datos más poder

El país con el mayor conjunto de datos tiene más probabilidades de ganar, explica You:

“Piense en el ADN como el mapa del tesoro definitivo, una especie de gráfico de doble hélice que contiene el código de los rasgos que van desde el color de nuestros ojos hasta nuestra susceptibilidad a ciertas enfermedades.

Si tiene 10,000 muestras de ADN, los científicos posiblemente podrían aislar los marcadores genéticos en el ADN asociados con, digamos, el cáncer de mama.

Pero si tiene 10 millones de muestras, sus posibilidades estadísticas de encontrar los marcadores mejoran drásticamente, razón por la cual China quiere obtener tanto”.

El sector mundial de la biotecnología es una industria en apogeo con un valor estimado de hasta 4 billones de dólares al año, que es más que la valoración de Amazon y Apple juntas.

Dado que China ha dejado claras sus intenciones, Estados Unidos debería seguir vigilando para proteger los datos genéticos de sus ciudadanos.

Si bien ciertos beneficios del análisis de los datos genéticos son abrumadoramente positivos, como el desarrollo potencial de curas y tratamientos que salvan vidas, la verdad subyacente es que los datos genéticos privados son una forma en que las empresas se beneficien de los consumidores.

En el caso del gobierno chino, la combinación de inteligencia artificial, vigilancia y datos genéticos ha allanado el camino para una persecución sin precedentes de los disidentes.

 

Steven Li es un profesional médico que posee títulos de posgrado adicionales en fisiología y negocios. Tiene una pasión por difundir la positividad y la verdad en el mundo, con experiencia en las artes escénicas musicales.

Xi Jinping advierte a occidente del peligro de una “nueva guerra fría”

Mientras daba su discurso en el Foro Económico Mundial en Davos, el líder chino Xi Jinping advirtió a Occidente sobre su “aislacionismo arrogante” y la posibilidad de una “nueva Guerra Fría”.

Así también abordó la pandemia del covid-19 y cómo se posicionaría la China comunista después de, supuestamente, derrotar al virus.

Xi evitó asumir la responsabilidad por el brote viral, a la vez que describió al Partido Comunista Chino (PCCh) como quien contuvo con éxito la pandemia y reconstruyó la economía del país.

Pidió una reestructuración completa de la economía mundial, dirigida al “beneficio mutuo”, “coexistencia pacífica” y “cooperación beneficiosa para todos”.

Cabe aclarar que el virus SARS-CoV-2, causante del COVID-19, se descubrió por primera vez en Wuhan (China), pero el PCCh suprimió las noticias sobre el brote durante semanas, contribuyendo a que el patógeno se extendiera por todo el mundo y matara a millones de personas.

Xi Jinping defiende su régimen

Desde 2018, cuando la administración Trump comenzó la guerra comercial con China, Estados Unidos y otros países han adoptado una postura cada vez más dura con el PCCh y sus abusos, incluida la generalizada persecución a las minorías religiosas.

Xi defendió el camino tomado por el régimen del PCCh, desde un punto de vista de “beneficio mutuo”, alegando que las sanciones impuestas a los productos chinos estaban interrumpiendo la cadena de suministro y empujando “al mundo a la división e incluso a la confrontación”.

El líder chino rechazó las acusaciones de que su país estaba robando tecnología extranjera e implementando prácticas comerciales desleales.

Aunque en su discurso Xi no mencionó explícitamente a Estados Unidos, el contenido estaba dirigido indirectamente a Estados Unidos y a otras potencias occidentales aliadas.

En respuesta al discurso de Xi, la administración Biden indicó que continuará con la postura dura de la administración Trump contra China.

Ante esto Jen Psaki, secretaria de prensa de la Casa Blanca, en una conferencia de prensa el pasado 25 de enero dijo:

“Los comentarios no cambian nada… Nuestro enfoque sobre China sigue siendo el mismo que ha sido durante los últimos meses…

Lo que hemos visto en los últimos años es que China se está volviendo más autoritaria en casa y más asertiva en el exterior y Beijing ahora está desafiando nuestra seguridad, prosperidad y valores de maneras significativas, lo que requiere un nuevo enfoque estadounidense”

Un discurso con un tono distinto

Tang Jingyuan, analista de China, señaló que Xi Jinping utilizó comentarios despectivos durante su discurso de Davos.

Es un gran cambio respecto al tono apaciguador que el régimen comunista utilizaba cuando Trump era presidente.

Se cree que esto es una indicación de que Beijing toma a la administración Biden como un “competidor más débil”.

Al abogar por el multilateralismo y proyectarse como paladín del Estado de Derecho internacional, Xi pretende alejar a Estados Unidos de su posición internacional dominante.

La idea de que China pronto superará a Estados Unidos, también fue apoyada por el Global Times, dirigido por el PCCh.

En un artículo reciente, el medio de propaganda predijo este resultado mientras no haya una Guerra Fría entre los dos países.

Afirmó que durante la próxima década, el virus del PCCh desencadenará un declive estadounidense.

CEBR predice que China crecerá un 5,7 por ciento hasta 2025. (Imagen: pixabay / CC0.1 )

Para respaldar sus afirmaciones, el artículo cita un informe del Centro de Investigación Económica y Empresarial (CEBR por su nombre en inglés), con sede en el Reino Unido, que dice que Estados Unidos solo crecerá a una tasa del 1,9 por ciento hasta 2024.

Luego, la tasa de crecimiento se reducirá a 1,6 por ciento anual.

En contraste, se ha pronosticado que China crecerá a una tasa anual del 5,7 por ciento hasta 2025, después de lo cual se espera que la tasa de crecimiento sea del 4,5 por ciento.

Las cifras económicas chinas están notoriamente sesgadas, con estadísticas ampliamente falsificadas.

Muchos académicos chinos han cuestionado los datos oficiales de crecimiento, diciendo que los cambios del PIB de China, podrían estar estancados o incluso ser negativos.

Buscando apoyo para la próxima cumbre de junio

Alrededor de 70 legisladores de las naciones del G7 firmaron recientemente una carta conjunta, pidiendo a los líderes de sus gobiernos que en la próxima cumbre de junio se unan y adopten una postura dura contra la República Popular China.

La carta dirigida a Francia, Estados Unidos, Italia, Reino Unido, Japón, Canadá y Alemania, es un esfuerzo encabezado por el senador republicano de los Estados Unidos Anthony González y por el presidente del Comité de Asuntos Exteriores en el Bundestag de Alemania, Norbert Rottgen.

“Los principales desafíos para el orden internacional, son el enfoque selectivo de China con respecto al derecho internacional y su agresiva política exterior en el Indo-Pacífico, así como, cada vez más, a escala mundial…

Para lograr una estrategia conjunta de China y el Mundo Libre, todos tenemos que comprometernos, sabiendo que la protección de las libertades que el sistema internacional tiene en su núcleo, vale la pena”, dijo Rottgen en un comunicado.

Esposa se pone en contacto con el abogado chino de derechos humanos encarcelado por 3 años

Trabajo esclavo: Estados Unidos y aliados prohíben productos de Xinjiang, China

Los Estados Unidos y sus aliados anunciaron por separado que no importarán artículos específicos de la región de Xinjiang en China.

En los Estados Unidos, el departamento de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) emitió una Orden de Liberación retenida (WRO) y ha dado instrucciones a todos los puertos de entrada en el país para detener el tomate y el algodón etiquetados como producidos o cultivados en Xinjiang.

Esto también incluye semillas de tomate, salsa de tomate, tomates enlatados, textiles y ropa. La regla comenzó el 13 de enero.

La CBP tomó medidas contra los productos con sede en Xinjiang después de enterarse de que el trabajo forzado era frecuente en la región.

El organismo identificó varios indicadores que apuntaban al trabajo forzado: restricción del movimiento, retención de salarios, aislamiento, servidumbre por deudas, condiciones de trabajo abusivas y amenazas.

“La CBP no tolerará la explotación de la esclavitud moderna por parte del gobierno chino para importar bienes a los Estados Unidos por debajo del valor justo de mercado…

Las importaciones hechas a bajo costo mediante el uso de mano de obra forzada perjudican a las empresas estadounidenses que respetan los derechos humanos y también exponen a los consumidores desprevenidos a compras poco éticas”,

dijo el comisionado interino Mark A. Morgan en un declaración.

Desde el comienzo del año fiscal 2021, la CBP ha emitido cuatro RMO, con una de ellas en productos procedentes de Xinjiang. De las 13 OTO emitidas por la agencia en 2020, ocho de ellos apuntaron a productos de la China comunista.

En diciembre de 2020, la CBP había emitido una WRO al algodón y  productos de algodón y de una corporaciones de Producción y Construcción de Xinjiang, una organización paramilitar del PCCh

Se estima que Xinjiang suministra el 20 por ciento del algodón del mundo

Una restricción al abastecimiento de algodón de esa región puede tener graves consecuencias. China ha arremetido contra la nueva CBP WRO, exigiendo que Washington abandone su prohibición inmediatamente.

Zhao Lijian, un portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores, llamó a la cuestión del trabajo forzado la “mentira del siglo”. Alegó que las restricciones estadounidenses están destinadas a perjudicar a las empresas chinas.

Xinjiang produce el 20 por ciento del algodón del mundo. Imagen: pixabay/ CC0 1.0)

Canadá ha coordinado con el Reino Unido para bloquear los artículos producidos a través del trabajo forzado en Xinjiang.

Han bloqueado estos productos hechos por esclavos para entrar en las cadenas de suministro nacionales y globales, así como para impedir que las empresas canadienses se conviertan en parte de ella.

El enfoque de Canadá incluye una Declaración de Integración de Xinjiang para las empresas canadienses, un mayor asesoramiento a las empresas canadienses y la emisión de un asesoramiento empresarial sobre las entidades relacionadas con Xinjiang.

“Canadá está profundamente preocupada por la detención arbitraria, masiva y el maltrato de los uigures y otras minorías étnicas por parte de las autoridades chinas.

Nadie debe enfrentarse al maltrato por su religión o etnia. Junto con el Reino Unido, estamos tomando medidas para asegurar que no somos cómplices del abuso de los musulmanes uigures en Xinjiang”,

dijo en un statement el Ministro de Relaciones Exteriores, Francois-Philippe Champagne.

El Secretario de Relaciones Exteriores británico, Dominic Raab, ha anunciado que el Reino Unido revisará sus controles de exportación.

El Reino Unido se asegurará de que ninguna empresa y organización británica se beneficie del trabajo forzado en Xinjiang.

El gobierno establecerá un conjunto de directrices que ayudarán a las empresas británicas en este asunto. Las empresas que infrinjan dichas normas pueden ser cobradas en virtud de la Ley de Esclavitud Moderna de 2015.

La embajada china encubre la tasa de natalidad de los uigures como una victoria del feminismo

China Daily, portavoz del Partido Comunista Chino (PCCh), publicó el 8 de enero un artículo de propaganda sobre la tasa de natalidad de los uigures en la región de Xinjiang.

En este revelador artículo afirmó que la erradicación del extremismo religioso, forzada por el Estado, es lo que llevó a la disminución natal del pueblo uygur, y no la política de esterilización sancionada por el Estado.

En la cuenta de Twitter de la Embajada China en los Estados Unidos, en una cuenta oficial del gobierno, se promocionó el artículo en un tweet ahora eliminado.

El tweet decía:

“El estudio muestra que en el proceso de erradicación del extremismo, se emanciparon las mentes de las mujeres uygur de Xinjiang y se promovió la igualdad de género y la salud reproductiva, haciendo que ya no fueran más máquinas de hacer bebés.

Son más seguras de sí mismas e independientes”.

Esterilización forzada

El artículo pretende dar un giro a la narración de un informe de junio sobre la esterilización forzada de mujeres uigures.

La Fundación Jamestown fue quien lo publicó, es un instituto no partidista con sede en Washington D.C., fundado originalmente en 1984 para apoyar a los desertores soviéticos.

El informe, tiene por autor al Dr. Adrian Zenz, investigador principal de estudios sobre China de la Fundación Conmemorativa de las Víctimas del Comunismo, se titula “Esterilizaciones, dispositivos intrauterinos y anticonceptivos obligatorios”: La campaña del PCCh para suprimir las tasas de natalidad de los uigures en Xinjiang”.

En él se encontró que el crecimiento natural de la población en Xinjiang se redujo en un 84 por ciento en las dos mayores prefecturas uigures entre 2015 y 2018, señalando que esta región cayó a una tasa de natalidad casi cero en 2020.

“Los documentos del gobierno ordenan claramente que las violaciones del control de la natalidad se castiguen con el internamiento extrajudicial en campos de ‘entrenamiento’.

El desarrollo de disparidades regionales entre las tasas de cambio de la población uigur y Han, el aparente impacto de la campaña de internamiento y una aparente campaña de esterilización masiva en al menos dos regiones uigures debería ser motivo de gran preocupación para la comunidad mundial”, dice el informe.

Zenz también encontró documentos del PCCh de 2019 que revelan planes para una campaña de esterilización femenina masiva en regiones rurales uigures”, dirigida al 14 y al 34 por ciento de todas las mujeres casadas en edad fértil en dos condados uigures ese año.

Este proyecto se centró en todo el sur de Xinjiang y continuó en 2020 con una mayor financiación “.

El informe encontró que la financiación era suficiente para “realizar cientos de miles de procedimientos de esterilización de ligadura de trompas en 2019 y 2020”.

Sin embargo, el artículo del China Daily, con una foto de niños uigures con máscaras y jugando al aire libre, afirma que: 

“un número cada vez mayor de personas en el sur de Xinjiang estaban decidiendo casarse y tener hijos más tarde en la vida, viendo los beneficios de menos pero mejores nacimientos, y el cambio se debió más a una elección personal que a la política del gobierno”.

El artículo de propaganda se basa en un informe publicado por un órgano del PCCh que afirma una aparente emancipación de las mujeres uigures:

“el extremismo ha incitado a la gente a resistirse a la planificación familiar y su erradicación ha dado a las mujeres uigures más autonomía a la hora de decidir si tienen hijos”.

El PCCh y su informe

Por su parte un informe del PCCh intenta refutar los hallazgos de Zenz diciendo:

“Los cambios no fueron causados por la ‘esterilización forzada’ de la población uigur, como afirman repetidamente algunos académicos y políticos occidentales.

‘Ahora se dispone de medidas anticonceptivas seguras, efectivas y apropiadas para parejas en edad fértil en Xinjiang, y sus decisiones personales sobre si utilizar esas medidas, que incluyen la ligadura de trompas y la inserción de dispositivos intrauterinos, se respetan plenamente ‘”.

El portavoz del Partido concluyó que las mujeres de Xinjiang decidian casarse y tener hijos más tarde en la vida, viendo los beneficios de “menos pero mejores nacimientos”, y el cambio se debió más a una elección personal que a la política del gobierno.

Multas y violaciones a los derechos humanos

El informe de Zenz encontró que una represión aplastante contra las familias uigures comenzó en 2017 cuando el estado de vigilancia de Xinjiang se volvió omnisciente.

Las multas por infringir las políticas de control de la población del partido comunista eran de hasta tres veces el ingreso anual disponible para la región.

Los que no podían pagar eran enviados a campos de internamiento, donde se les implantó por la fuerza un DIU o se les esterilizó.

El informe también encontró que “numerosos documentos de planificación familiar de un condado de Uyghur enumeran ‘inyecciones de [drogas] para la prevención del embarazo eficaz a largo plazo’ como parte de sus servicios”.

El testimonio de las mujeres uigures de la zona confirmó que muchas se veían obligadas a tomar sustancias no reveladas que provocaban una menstruación irregular o la pérdida del ciclo menstrual.

“Antiguas mujeres detenidas han testificado sobre drogas o inyecciones administradas durante el internamiento, que les provocaban la pérdida de sus períodos menstruales o un aumento del sangrado”.

Zenz concluye:

“Estas conclusiones plantean serias preocupaciones sobre si las políticas de Beijing en Xinjiang representan, en aspectos fundamentales, lo que podría caracterizarse como una campaña demográfica de genocidio según el texto de la Sección D, Artículo II de la Convención de las Naciones Unidas para la Prevención y la Sanción del Delito de Genocidio”.